PSICOTERAPIA GESTALT & TANATOLOGÍA

Expectativas

29 Apr 15 - 13:05

A veces nos cuestionamos si es bueno o malo tener expectativa en la vida. Lo cierto es que hemos aprendido a tenerlas, nos enseñaron, de hecho nos decían ¿Acaso no tienes expectativas? Y a veces nos catalogaban como mediocres si no las teníamos. Y es que se confunden los términos expectativas con apuntar nuestros esfuerzos hacia lo alto. Y eso en el caso de que las cosas dependan de nosotros mismos. Pues en otras ocasiones, si las expectativas son acerca de los demás, nosotros no podemos hacer nada al respecto. Dicen que “a mayores expectativas, mayores desilusiones”. Pero ¿Es que acaso no debemos esperar nada de la vida?

Personalmente pienso que sí es positivo esperar determinados resultados acerca de nuestros propios esfuerzos y trabajar por ellos. Sólo será conveniente permanecer realistas en cuanto a los posibles imprevistos que pudieran dar al traste a nuestros esfuerzos, estar preparados para esa eventualidad y tener un plan B, e incluso C para poder seguir adelante sin desmoronarnos.

En cuanto a las expectativas acerca de los demás, podemos tenerlas, pero sabiendo que son eso, expectativas nuestras y no reglas con las cuales los demás deben vivir. Usualmente nos quejamos si no somos aceptados y eso precisamente corremos el riesgo de hacer si al relacionarnos tenemos nuestras expectativas en mente y no aceptamos a los demás mientras no las cumplan. De más está decir que este camino nos llevará a mucha frustración y dañará nuestra relación con los seres amados.

Como es natural forjar expectativas para todo y para todos, lo más funcional será tomar conciencia de ellas y hacernos responsables, mientras mantengamos los pies en la tierra, prestando atención a la realidad podremos relacionarnos con nosotros mismos y con los otros de una manera plena y actualizada.

¿Y tú, te das cuenta de las expectativas que albergas?


Agregar un comentario

Tu nombre

Tu dirección de correo (no se mostrará)

Mensaje *